«Uno no hereda la tierra de sus antepasados, la toma prestada de sus descendientes». Proverbio Massai.

Imperio Argentina

Lo primero que conocí de Imperio Argentina fue su prodigiosa voz, sus canciones, sobre todo las de “Nobleza baturra” y “Morena Clara”, que a través de la radio acompañaron mi infancia. Más tarde supe de sus películas. Y más todavía, a partir de aquel inolvidable Festival de San Sebastián, me convertí ya en fervoroso admirador de su talento, al mismo tiempo que Trüffaut y otros compañeros de Cahiers y la Nouvelle Vague se ponían a sus pies.

Algunos años después, en casa de un amigo común, la traté personalmente, porque quería conocerme y felicitarme – todo un honor para mí –  por no sé qué película o trabajo televisivo que había visto.

Ya como Presidente de la Academia Española de Cine me cupo la satisfacción de concederle el Goya de Honor. Y años más tarde hizo una breve colaboración en mi película “Sombras y luces. Cien años de Cine Español”, de una de cuyas más memorables décadas, los años 30, siempre considerada, por muchas razones y con justicia, la Edad de Oro del Cine español, había sido la estrella, la reina indiscutible.

Con tres películas memorables – “Nobleza baturra”, “Morena clara” y “Carmen la de Triana – dirigidas por el grandísimo Florian Rey, se confirmó como esa gran estrella no sólo por la calidad de sus trabajos sino también por su capacidad de arrastrar multitudes a las salas de cine.

Siempre he pensado que Malena – así es como la conocían sus amigos – no era la más guapa, pero su singular encanto personal la convirtieron en la más bella de todas. Y su rostro, de prodigiosa fotogenia, enganchaba y encandilaba sin remedio a quien se pusiera por delante. Su voz era prodigiosa por timbre, colorido, afinación y sensibilidad.

 Y andaba, se movía, con tal gracia, gallardía, gentileza, soltura y airosa agilidad, que aún sin bailar, y nada digamos si bailaba, todo lo convertía en donaire y armonía.

 

                                                                                                                                                         Antonio Giménez-Rico

                                                                                                                                                          Director de cine

                                                                                                                                                          Ex Presidente de la Academia de las Artes         

y las Ciencias Cinematográficas de España